Lo que se pierde y olvida

La otra noche me di cuenta que tenía un montón de CD´s “quemados” con una variedad importante de música.

En cada caso recordé el mood del momento en que los grabé o que alguien más lo hizo por mi para compartirme sus gustos musicales, o simplemente porque por esos años se estaban estrenando los quemadores de CD y todo mundo buscaba pretexto para grabarte algo y así dejar de manifiesto que tenían uno.

En todo caso el punto de este post surge porque me dispuse a copiar toda esa música a mi biblioteca de iTunes, al igual que mi biblioteca física, tengo muchas cosas que guardé porque “en algún momento las usaría” y era mejor tenerlas y no usarlas que necesitarlas y no tenerlas… NO ES VERDAD!! ese pensamiento hoy por hoy es muy basura, pensé, es mejor quedarse con lo que se usa y lo que no, habrá momento de volverlo a conseguir. A final de cuentas la costumbre me ganó y estuve copiando TODA la música a mi iTunes, sin embargo conforme las horas pasaron y el hastío se apoderaba de mi, me di cuenta que comencé a evitar ciertas carpetas de música, leía su nombre e ignoraba seleccionarlas para hacer su copia.

Las horas pasaron, se volvieron días y al cabo del tiempo caigo en cuenta de que mucha de esa música no está en Apple Music o Spotify, que según creo tienen el catálogo más amplio de música al día (2018). Después de haberme deshecho de esos discos estoy pensando que quizás jamás vuelva a conseguir esa música, tan mala como podría pensarse que es, al menos de mi parte ha sido condenada a perderse e incluso después de cierto tiempo, a olvidarse.

Me pregunto cuántas veces ha pasado algo así a TODAS las personas, que por impulso, o porque sus gustos cambian deciden deshacerse de música, la borran o simplemente jamás la escuchan y de pronto se encuentran tratando de recordar el nombre de alguna rola que ellos mismos eliminaron de sus archivos y que hoy por hoy ni siquiera Youtube tiene.

Está súper loco cómo la humanidad va dejando de lado aquello que momentáneamente no sirve y eventualmente conforme muere quien aún recuerda aquello eliminado, muchas ideas, invenciones, música, artefactos, personas e incluso registros de eventos terminan por ser olvidados.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s